Asamblea de subcontratados de IBM en Madrid

Jueves 3 de diciembre, 19 h., en los locales de CCOO (C/ Lope de Vega 38, 2ª planta)

Además de atacar a los trabajadores de plantilla con un ERE, una rebaja salarial y una inaplicación de convenio (ver http://ganemosccoo.org/index.php/8-ganemosccoo/297-solo-la-movilizacion-puede-evitar-el-desmantelamiento-del-grupo-ibm-espana) la multinacional norteamericana IBM ha decidido aprovechar la situación de indefensión de sus trabajadores subcontratados para intentar recortar aún más sus salarios, pisotear sus derechos laborales y aumentar su precariedad.

Cualquier método es bueno para IBM cuando se trata de incrementar sus beneficios, que no son precisamente pequeños. Hasta septiembre de este año la corporación IBM ha ganado 8.727 millones, lo que supone un incremento del 33,5% respecto al año anterior. Y a pesar de estos gigantescos beneficios IBM pretende beneficiarse en España de las peores prácticas de acoso laboral y de métodos de coacción intolerables para conseguir una drástica bajada de los salarios de un grupo de 400 trabajadores subcontratados.

Esta maniobra de IBM constituye un serio aviso no sólo a sus trabajadores –de plantilla o subcontratados– sino a todos los trabajadores del sector de la informática, e incluso al conjunto de la clase obrera. Por eso es vital dar una respuesta enérgica a este desafío patronal y hacerlo retroceder. Si no lo conseguimos, estaremos estimulando a IBM y a otras grandes empresas a seguir por este camino de precarización y miseria.

Una rebaja salarial del 40% respecto a su salario actual

IBM pretende nada menos que forzar a 400 trabajadores que actualmente desarrollan su trabajo en Madrid a aceptar un cambio de empresa, con una brutal reducción salarial y con traslado del puesto de trabajo a Salamanca o Zaragoza.

Al colectivo afectado se les ha comunicado hace pocos días que entre el 31 de diciembre de 2015 y el 31 de enero de 2016 IBM planea prescindir de sus servicios y que reubicarán sus puestos de trabajo en las factorías de su empresa filial INSA en Salamanca y Zaragoza.

Los responsables de IBM han ido informando verbalmente a estos 400 compañeros de que tienen la posibilidad de acceder al portal de empleo Infojobs para localizar ofertas de empleo en las que INSA busca técnicos para sus centros de Salamanca y Zaragoza, ofertas que –vaya casualidad- se corresponden exactamente con sus actuales puestos de trabajo.

Algunos de los afectados han decidido responder a estas ofertas y se han encontrado con la terrible sorpresa de que INSA les plantea que si quieren mantener su puesto de trabajo no solo deberían trasladar su residencia a Salamanca o Zaragoza, sino que tendrían que aceptar la pérdida de la antigüedad y ¡¡una rebaja salarial que en algunos casos supera el 40% de su salario actual!!

Ante esta inaceptable oferta muchos de los afectados, lógicamente angustiados ante una perspectiva laboral muy negra, se han apresurado empezado a buscar un nuevo empleo en otras empresas del sector. En algún caso esta búsqueda culminó con éxito rápidamente pero, al declarar el trabajador a la empresa ofertante del empleo que su puesto de trabajo actual está en IBM, recibió la respuesta verbal de que su contratación no es posible porque diversos proveedores de IBM tienen un acuerdo de "no beligerancia" y no se "roban" trabajadores entre sí.

Estos pactos abiertamente ilegales entre empresas del sector de la informática no son nuevos, pero debe de haber pocos precedentes de una utilización tan burda, tan arbitraria y tan despiadada de las prerrogativas que concede la legislación laboral vigente a los empresarios –unas prerrogativas que serían bastante más difíciles de utilizar si las direcciones de los grandes sindicatos se decidieran de una vez a lanzar una gran ofensiva contra el retroceso de las condiciones de vida de la clase trabajadora.

Esta situación de abuso extremo, de completo desprecio a los trabajadores, no sería posible si la política de subcontratación de IBM no hubiese creado las condiciones propicias para su desarrollo. Y lo que ocurre es que esas políticas orientadas a acosar y a exprimir al máximo a los trabajadores subcontratados son cada vez son más indistinguibles de las políticas que IBM aplica a su propia plantilla.

Por eso, los Comités de Empresa y la Sección Sindical de CCOO de IBM Global Services de Madrid se plantean hacer frente a esta terrible situación uniendo al conjunto de los trabajadores de IBM GSE, de IBM España y de las decenas de empresas subcontratistas - esas empresas especializadas en sobreexplotación, abuso e ilegalidad muy justamente bautizadas por sus trabajadores como “cárnicas”– para hacer frente todos juntos a las pretensiones patronales, haciendo bueno ese viejo lema, que resume décadas de experiencia del Movimiento Obrero, “un ataque a uno es un ataque a todos”.

Y efectivamente, este burdo intento de recortar salarios por la vía del chantaje y la coacción a los trabajadores debemos considerarlo como uno de los más graves ataques recibidos por el conjunto de la clase trabajadora en estos últimos tiempos. De tener éxito, otras empresas seguirían el mismo camino, profundizando y extendiendo aún más el empobrecimiento de los asalariados.

El primer paso para dar a IBM la respuesta que se merece ha sido la convocatoria de una asamblea de trabajadores subcontratados, que se realizará el próximo jueves 3 de diciembre, a las 19:00 h, en los locales de la Unión Regional de Madrid de CC.OO, en la c/ Lope de Vega, 38, en la sala “13 Rosas” (2ª planta).

Desde GanemosCCOO apoyamos plenamente todas las acciones que se emprendan para conseguir que IBM retire inmediatamente su decisión de prescindir de los servicios de los 400 trabajadores de subcontratas amenazados con la inminente pérdida de sus puestos de trabajo.


III Encuentro Estatal


Campañas

 


 

Materiales